Al llegar el verano la mayoría de las personas quiere comenzar a tomar sol para ir ganando un color más moreno en la piel. Es saludable tomar sol si se hace en forma segura y cuidando la piel para que no se dañe.

 

Hay ciertas personas que no deben tomar mucho sol ya que afectara su salud como:

-bebes menores de 1 año ya que su piel es muy sensible y pueden quemarse con el sol fácilmente

-personas con erupciones, irritaciones, lastimaduras y heridas abiertas

-personas con enfermedades como psoriasis, lupus, ya que puede empeorar o dañar la piel

-pacientes en tratamiento con quimioterapia ya que puede alterar el efecto de esta terapia

-personas mayores con piel sensible ya que son fáciles a que se produzca irritación y quemaduras de sol

-mujeres embarazadas ya que pueden aparecer manchas en la piel que luego son difíciles que desaparezcan

-personas que realizan un tratamiento de depilación laser ya que reduce los resultados de este método de depilación

-personas con cáncer de piel deben evitar estar al sol con poca ropa

 

Los grupos de personas que se enumeraron anteriormente no deben exponerse a tomar sol por un tiempo largo en traje de baño ya que puede ser perjudicial para su salud.

Pero no quiere decir que no pueden estar un rato en los horarios recomendados caminando o realizando alguna actividad con ropa en el sol.

Los rayos del sol son malos si nos abusamos de ellos y en horarios no adecuados, pero con precaución se puede tomar sol.

Si tenemos dudas debemos consultar al medico cuanto sol, como y de que manera podemos tomar sol de forma segura si padecemos alguna afección.

 tomar-el-sol

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *